INTERCAMBIO DEL LUGAR

El hombre construye sobre el paisaje en base a sus necesidades, las vías de carreteras al igual que mi trabajo son capas y capas superpuestas sobre el propio paisaje natural y urbano construidos para favorecer ese intercambio cultural, de conocimiento, de elementos y para trasladarnos en ese intercambio necesitamos del automóvil para desplazarnos.

Recoger una base humana dentro de este objeto su forma , su ser, su recorrido, este proceso me lleva a las intersecciones de las carreteras y los caminos, las circunvalaciones, etc.. donde este objeto se interrelaciona con otros objetos de la misma especie.

La inquietud de cuestionarnos a donde vamos y de donde venimos.

En este proyecto encontramos el rastro de ese conocimiento recién adquirido. Sin producir sombras, ligero y sobre colores apagados vemos frente a nosotros un paisaje, liviano, desprovisto de su peso terrenal y convertido en el signo de la velocidad y el desplazamiento. La carretera, aparece y desaparece, no sin antes haberse cruzado con otra carretera semejante liberadas del rugir del automóvil, como si de un recuerdo se tratase, aparecen incrustadas sobre el propio paisaje.

Comments are closed.